Warning: Use of undefined constant general - assumed 'general' (this will throw an Error in a future version of PHP) in /home/smartsc2/public_html/wp-content/themes/twentyfourteen/single.php on line 10
Sudamericano Sub 20: Resumen - Smart Scouting Club

Uruguay campeona del Sudamericano

Sudamericano Sub 20: Resumen

Feb 15,2017

Tras muchos meses de preparación, 25 días de competición en Ecuador y 36 partidos disputados entre todas las selecciones, el Torneo Juventud de América, más conocido como Sudamericano Sub 20, ya tiene campeón: Uruguay. El título, además, le otorga la posibilidad de acudir al Mundial de la categoría disputado en Corea del Sur entre los meses de mayo y junio. A los charrúas les acompañarán en la cita mundialista Ecuador, Venezuela y Argentina.

Las selecciones triunfadoras

Uruguay ha sido la selección más regular a lo largo de todo el torneo y con su punto más álgido en el momento clave de la competición, el Hexagonal Final. De este grupo de chavales, nacidos la mayoría entre 1997 y 1998, se puede destacar al mediapunta Nicolás de la Cruz (Liverpool FC, URU) y a su compañero Rodrigo Amaral (Nacional).

La anfitriona de la competición, Ecuador, se clasificó para el Mundial aunque empezó el torneo de manera dubitativa. Se metió en el Hexagonal final en una última jornada a muerte contra Paraguay. En los locales, destacó su portentoso físico, con el que desnivelaron varios partidos. Sobresalieron Cabezas (Atalanta) y Estupiñan (Granada B), dupla en la banda izquierda ecuatoriana. Deben fortalecer su débil estructura defensiva. El delantero de Barcelona SC, Lino, y el guardameta Cevallos (LDU), fueron otros de los puntos altos de Ecuador.

Venezuela clasificada para el Mundial

Venezuela, revelación del Sudamericano Sub 20, alcanzó la clasificación al Hexagonal con 4 empates y sin llegar a encontrar su juego. En la ronda final, sí consiguió refrendar lo que vino mostrando en la preparación previa, ganando a la campeona y a la anfitriona. Destacó por encima de todos, el diminuto Yefferson Soteldo, que ha maravillado al público.

Por su parte, la albiceleste, Argentina, fue la última clasificada para el Mundial y la que lo hizo con mayor sufrimiento. De trayectoria irregular a lo largo de la competición, se presentó en la última jornada del Hexagonal dependiendo de dos  posibles milagros y uno sucedió. Los dirigidos por Claudio Úbeda, preso, al igual que sus jugadores, de la falta de un proyecto de inferiores en AFA, estarán en Corea buscando mejorar su pobre imagen. Lo poquito rescatable de esta Sub-20 viene de las botas de sus delanteros, Lautaro Martínez (Racing Club) y Marcelo Torres (Boca Juniors).

Decepciones del Sudamericano

De las selecciones clasificadas al Hexagonal Final, quedan fuera del mundial: Brasil y Colombia. La Canarinha ha sido, quizás, la mayor decepción del torneo. Con una lista de bajas bastante extensa, se presentaba en Ecuador con la obligación de, al menos, clasificarse para Corea del Sur. Tenían mimbres para ello. Ya metidos en la siguiente fase, se dejaron llevar la última jornada de su grupo y parece que esa relajación la han arrastrado durante el resto de la competición, dando muestras de una indolencia alarmante sobre todo en el último partido contra Colombia, cuando dependían de sí mismos para lograr un billete para Corea. Con una salida de balón extremadamente lenta y unas individualidades aisladas del colectivo, hay poco que destacar en los brasileños. Felipe Vizeu (Flamengo) y Lyanco (São Paulo) fueron los jugadores más regulares a lo largo de todo el torneo.

Por su parte la selección Colombia, como les gusta llamarla en su país, tuvo un arranque con buenas sensaciones a pesar de no ganar hasta su tercer encuentro. En el partido inaugural, destacó “El Cucho” Hernández (América de Cali / Granada), exquisito enganche, con gran control de balón aunque muy irregular en todo el torneo. Al igual que su compañero, el medio centro Eduard Andrés Atuesta, jugador de los que mueven a un equipo, con gran distribución y mando en el mediocampo cafetero también brilló a ratos.

Antes de la ronda final, jugada en el Estadio Olímpico Atahualpa de Quito, se disputó la Primera Fase del Sudamericano Sub 20 en las localidades de Ibarra, Ambato y Riobamba, con unos terrenos de juego impropios de una competición continental. En estas canchas quedaron fuera de la lucha mundialista cuatro selecciones: Bolivia, Chile, Paraguay y Perú. Sin duda, las más débiles de la competición y que hicieron pocos méritos colectivos para disputar los partidos de Quito.

Los bolivianos, con escasa preparación, plantaron cara en los partidos, y cerca estuvieron de clasificar para el Hexagonal después de ganar a Perú y empatar contra Venezuela. En los cuatro partidos destacó su guardameta, Rubén Cordano (Blooming), de grandes reflejos bajo palos. Con el mediocentro Moisés Villarroel (Bolívar) como lanzador y Limberg Gutiérrez (Nacional, URU) como receptor de los envíos, la Verde buscaba crear peligro a sus rivales.

Chile, con un plantel lleno de jugadores con experiencia en Primera División, decepcionó en tierras ecuatorianas sin un plan de juego definido y con muchas carencias futbolísticas. Su estrella, Jeisson Vargas (Estudiantes ARG/ Bologna), fue una de las mayores decepciones individuales de la competición. Francisco Sierralta (Palestino / Granada) o Víctor Dávila (Huachipato), tuvieron que asumir papeles protagonistas e intentaron tirar del carro de La Rojita pero tuvieron poca ayuda por parte de sus compañeros.

La Blanquirroja de Perú mostró una imagen muy pobre, con graves problemas defensivos y con muchas carencias técnicas en algunos jugadores. Sólo las acciones individuales del extremo Siucho (Universitario) y alguna muestra de calidad de la zurda de Martín Távara (Sporting Cristal) quedaron en la memoria.

Por su parte, el seleccionado paraguayo, que llegó con opciones de clasificación a la última jornada en un duelo a vida o muerte, dejó su sello de selección que sale a competir cada partido y que pone las cosas difíciles a cualquiera. Limitada y timorata en la fase ofensiva, sobre todo por la baja de su estrella Sergio Díaz, en Paraguay destacó su portero Marino Osmar Arzamendia (OLIMPIA) que dio señas de ser un arquero muy seguro.

En conclusión, ha sido un torneo de bajo nivel individual, con muchos jugadores con deficiencias técnicas alarmantes para chicos en la fase previa al profesionalismo o muchos de ellos ya jugando en Primera, pero del que podemos rescatar muchas cosas y con el que hemos disfrutado una enormidad. Toca ahora esperar, para ver como progresan estas jóvenes promesas y ver cómo llegan a la cita mundialista los clasificados.

MEJOR JUGADOR: Yefferson Soteldo (VEN)

MAXIMO GOLEADOR: con 5 goles L. Martínez (ARG), Torres (ARG), Cabezas (ECU), Amaral (URU).

MAXIMO ASISTENTE: con 4 asistencias Facundo Waller (URU)

MEJOR PORTERO: Wilker Faríñez (VEN)

MEJOR DEFENSA: Williams Daniel Velásquez (VEN)

MEJOR CENTROCAMPISTA: Rodrigo Amaral (URU)

MEJOR DELANTERO: Felipe Vizeu (BRA)

Alonso (@GambetaTirando)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *