cristiano real madrid

El incombustible Cristiano Ronaldo

Abr 03,2018

El foco siempre apunta a Cristiano Ronaldo. Cuando marca y cuando no. Cuando gana y cuando pierde. Su llama quema con la fuerza de sus remates y aunque por momentos se debilita, no tiene pinta de apagarse ni con 33 años cumplidos el pasado febrero. De hecho,  acercarse al diga 33 ha devuelto la sonrisa al delantero portugués.

Su primer tramo de la Liga 17/18 ha sido extraño. Cosa de brujas. La selección de tiro no ha sido ideal, con disparos de fuera del área de baja probabilidad de gol pero sus muchos remates en el área deberían haberlo llevado a marcar diez u once veces antes de las campanadas. Se quedó en tres si descontamos los penaltis.

Cristiano

El cambio de año en el calendario, la proximidad de los partidos de competitividad máxima, ha supuesto un incremento en el número de remates por partido pero, sobre todo, en el número de goles marcados que pasan de 3 a 16 en menos minutos de juego. Las zonas de disparos mejoran, casi no hay disparos de poca probabilidad de gol y cuando prueba fortuna desde fuera del área lo hace en zonas centradas y cercanas a la frontal. Ahora, lo que se espera que marque por probabilidad (xGoals) y los goles que realmente marca, van de la mano. Incluso no sería de extrañar que su efectividad y puntería vaya en aumento y acabe igualando proyección estadística y realidad en lo que queda de liga.

Cristiano 2018

El apuntado tema motivacional, la proximidad de partidos clave, puede explicar en parte esta mejoría pero no hay que olvidar que en La Liga el Real Madrid hace meses que sabe que no va a levantar el trofeo. Además, la permanente condición física del portugués pese a la edad, se acompaña de algunos datos descendentes comentados en el pasado. Ya no puede fabricarse tantos goles por sí mismo, cada temporada intenta menos regates. El número de veces que encara para superar al rival disminuye de manera constante desde los 4,2 por 90 minutos en 2013-14 (2,4 regates completados) a los 2 de la temporada actual (aunque este ejercicio ha mejorado el número de dribblings completados con éxito con respecto al pasado).

Por lo tanto, quizás haya que mirar también a la ayuda que le prestan sus compañeros.

Cristiano Real Madrid

Y aquí encontramos diferencias significativas en los pases que originan sus remates. En el gráfico superior observamos los correspondientes al tramo 2017 de la temporada actual. Apenas hay conexión dentro del área y los dos goles que han sido asistidos se originan cerca del centro del campo.

Cristiano Real Madrid 2018

Al observar el origen de los pases para disparos que ha recibido en 2018 se encuentran diferencias muy significativas. Se genera mucho más en el área y en las inmediaciones de la misma. Esto es importante porque, entre otras cosas,  la distancia del pase anterior al remate está relacionada con la probabilidad de que la jugada sea gol. Si buscamos los motivos de esta mejora, dos nombres saltan a la vista: Bale y Benzema. Ambos incrementan el número de conexiones con Cristiano Ronaldo y, por sus movimientos en el campo, sabemos  que son pases en zonas del área y alrededores.

Lo que demuestra este 2018 y estos gráficos es que Cristiano Ronaldo, quizás ya no pueda resolver los partidos por sí solo y generarse tantos disparos en jugadas individuales pero cuando está bien acompañado sigue siendo un goleador letal. Incombustible.

Texto: Fernando Campelo (@niibets)

Gráficos: Daniel Martínez (@esnukero)

Datos hasta la jornada 30 de La Liga.

Este artículo fue escrito con la ayuda de StrataData,  propiedad de Stratagem Technologies. StrataData sustenta la StrataBet Sports Trading Platform, y también las StrataBet Premium Recommendations.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *